01 01UTC marzo 01UTC 2013 manolo Barnuevo

Inversión del sujeto pasivo en las ejecuciones de obra inmobiliaria

Desde AD&LAW, les anunciamos una nueva medida (LIVA art.84.uno.2º) que ya está a la orden del día, con efectos desde 31-10-2012, y que afecta principalmente a las empresas relacionadas de una forma u otro con el sector inmobiliario, principalmente constructores y promotores. La finalidad de esta medida es evitar que las inmobiliarias en general sigan repercutiendo IVA de clientes y no ingresándolo en las arcas del Estado por falta de liquidez o por entrar en concurso de acreedores. Uno de los casos más recientes, ha sido el de Reyal Urbis, cuya deuda con Hacienda una vez declarada en concurso asciende a 400 millones de euros.

La aplicación de la regla de inversión del sujeto pasivo en las ejecuciones de obra, con o sin aportación de materiales, y en las cesiones de personal para su realización, es consecuencia de contratos directamente formalizados entre el promotor y el contratista, que tengan por objeto la urbanización de terrenos o la construcción o rehabilitación de edificaciones, así como en las ejecuciones de obra y cesiones de personal efectuadas para el contratista principal u otros subcontratistas en las condiciones señaladas.

Resultará de aplicación cuando se reúnan los siguientes requisitos:

a. El destinatario de las operaciones debe actuar con la condición de empresario o profesional.

b. Las operaciones realizadas deben tener por objeto la urbanización de terrenos o la construcción o rehabilitación de edificaciones.

c. Las operaciones realizadas deben tener la naturaleza jurídica de ejecuciones de obra, con o sin aportación de materiales, incluida la cesión de personal necesario para su realización.

d. Tales operaciones deben ser consecuencia de contratos directamente formalizados entre el promotor y el, o los, contratistas principales, cualquiera que sea la forma oral o escrita de los contratos celebrados. La inversión del sujeto pasivo también se producirá, en los casos de ejecuciones de obra y cesiones de personal efectuadas para el contratista principal u otros subcontratistas, cuando las mismas sean consecuencia o traigan causa en un contrato principal, que tenga por objeto la urbanización de terrenos o la construcción o rehabilitación de edificaciones.

El IVA deberá ingresarlo el promotor en los casos de contratos directamente formalizados entre promotor y contratista. En los casos de contratos formalizados entre contratista principal y subcontratista, el IVA deberá ser ingresado por el contratista principal.

El contratista emitirá factura sin IVA, debiendo hacer constar en la misma que el sujeto pasivo del impuesto es el destinatario de la operación o, a partir del 1 de enero de 2013, la mención “inversión del sujeto pasivo”. El promotor no tendrá que emitir factura alguna. Al recibir la factura del contratista, incluirá en su declaración el IVA devengado y soportado de la operación.

Si les surge cualquier duda al respecto, póngase en contacto con nuestros asesores de AD&LAW y les ampliaremos la información sobre los criterios establecidos por la DGT, y estudiaremos su caso en concreto. Además, contamos con una batería de preguntas donde se recogen las cuestiones aclaradas por la AEAT y las pondremos a su disposición si así lo requiere.

Tagged: , , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

¡EMPECEMOS!